El oso vuelve a Truchillas y arrasa un colmenar

Dos colmenas destrozadas, 6o de ellas por los suelos y una a 50 metros en el río es el saldo de la visita de este mamífero a un colmenar trashumante en la localidad cabreiresa

Un ejemplar de oso pardo ha regresado a los montes del municipio de Truchas y ha pillado por sorpresa a sus vecinos. A un apicultor trashumante, le han destrozado dos colmenas esta pasada semana. El colmenar situado en Truchillas, “60 colmenas caídas, 2 arrasadas y una a 50 metros en el río. Las que están volcadas, no cuentan pero esas abejas no van a aguantar vivas el invierno”, lamentaba el apicultor.

La administración regional no contempla ayudas específicas para estos apicultores porque sus colmenas no están localizadas dentro del perímetro que delimita la zona osera del Bierzo. Por ello, le pagarán dentro de un año o un año y medio, unos 155 euros por cada colmena que ha destrozado.

El problema que este apicultor ve es que al tratarse de una especie protegida fuera de una zona no osera la única entidad que puede poner solución a estos problemas es la administración regional, por eso le piden que garantice ayudas que cubran las pérdidas reales que ésto les va a ocasionar y que agilicen los trámites para prevenir más ataques.

No es la primera vez que el oso hace presencia en la sierra Cabreiresa, ya en 2014 un ejemplar realizó varias incursiones por Cabrera Alta y recientemente en Julio de este año, en San Criprian, a 18 km de La Baña, este plantígrado atacó otro colmenar.

Por su parte, desde la Fundación Oso Pardo (FOP), que tiene un acuerdo con la junta vecinal de Valdavido, se asegura que la presencia del oso en Cabrera es una excelente noticia, ya que es una zona alejada de la zona de distribución, lo que indica que hay un hábitat adecuado para sostener una población, aunque para ello habrá que esperar algunos años.

El oso se extinguió hace más de veinte años en Cabrera, por culpa del furtivismo y de los cambios en el medio natural. Gracias al trabajo de la FOP esta zona vuelve a albergar la esperanza de contar con esta majestuosa especie prioritaria para su conservación según la comunidad Europea y que además demuestra que es un indicador de la calidad del hábitat de estas zonas.

Fotografía Juanma
Fotografía Juanma
¡Préstanos pula vida que nos compartas!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Print this page
Print