La Junta de Castilla y León pone en marcha un simulador de costes para el sector ovino

De esta forma, los ganaderos podrán detectar deficiencias en sus explotaciones y corregirlas para hacerlas más productivas

La Consejería de Agricultura y Ganadería ha puesto en marcha un simulador “absolutamente confidencial” para que lo ganaderos de ovino conozcan el precio medio final del litro de leche en función de los costes de producción de su explotación, con la finalidad de garantizar la rentabilidad y mejorar el sector. “Financiamos la eficacia para garantizar la rentabilidad”, resumió la consejera de Agricultura y Ganadería, Milagros Marcos, durante la presentación del simulador de costes ante profesionales, representantes de sindicatos agroganaderos y alumnos de escuelas de capacitación agraria de Castilla y León.

El simulador, una herramienta informática accesible desde una dirección de correo electrónico (www.costesagrarioscyl.es), consiste en la introducción de las variables de cada explotación: gasto de la luz, agua, pienso e instalaciones, entre otras, para determinar el coste medio real del litro de leche de oveja en cada caso. “Vamos a ayudar a detectar dónde reside el problema”, ha añadido la consejera respecto a un sistema que, en caso de arrojar un coste de producción superior a la media, ofrecería al ganadero afectado por una parte orientación y asesoramiento, y por otra el doble de las ayudas que actualmente recibe de la administración autonómica.

Cada profesional puede solicitar un análisis económico y financiero “individual, a la carta”, ha insistido la consejera. Al referirse al sector ovino de leche, Milagros Marcos ha recordado que en Castilla y León este año “ha tenido contratos estables” con la mediación de la administración autonómica. Desde 2015, la cifra de contratos entre la industria y el productor ha crecido en un treinta por ciento, mientras que durante este 2018 se ha registrado “más del ochenta por ciento de la producción controlada”.

El de ovino y caprino, tanto de leche como de carne, “es un sector estratégico especialmente afectado por la crisis del vacuno de leche, que a su vez repercutió en el precio del litro de la de ovino”, razón por la cual la Junta de Castilla y León impulsó la articulación de una plataforma de competitividad con medidas adaptada a la producción y distribución”.

Han sido más de treinta y seis medidas especialmente diseñadas y orientadas para que el sector tenga “menos dependencia de los mercados y de los vaivenes de los precios”, entre ellas la puesta en marcha de este simulador. Desde 2015, ha concluido la consejera de Agricultura y Ganadería, la producción media por explotación de ovino ha crecido un 13,6 por ciento y un 14,7 la producción media por oveja.

¡Préstanos pula vida que nos compartas!
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Print this page
Print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *