La exportación de pizarra crece un 5%, aunque no cumple con las expectativas de ventas

Los datos de los primeros nueve meses del año indican la existencia de dificultades comerciales externas

El sector muestra su preocupación, ya que a pesar de que los datos acumulados hasta septiembre revelan un incremento en la exportación en un 5,1 %, no se trata de una subida óptima debido a que en el ejercicio del 2018 hubo un descenso del 4,6% respecto al año anterior.
El único elemento positivo que están manejando los empresarios pizarrareros de este balance ha residido en el incremento en el precio de venta de la pizarra, que ha aumentado un 1,9% en comparación al mismo periodo del año pasado, que con un incremento del 0,7 % también cerró en positivo.
El total de toneladas exportadas por productores de pizarra a llegado a las 365.093 toneladas, lo que se traduce en 17.624 más que en el 2018 pero 5.608 menos en lo que se refiere al periodo del año 2017.
En cuanto al desglose por países, Francia ha sido el mayor importador con un total de 155.467 toneladas, lo que supone un amumento del 5% y una subida del 3% en lo que se refiere a las tarifas; en segundo lugar se encuentra Reino Unido con un incremento del 3% en importación y un 1% en la subida de precio; y en último lugar Alemania, que con 48.786 toneladas importadas subió un 5%, con una tarifa media de 584 euros por tonelada.
Estos tres países son donde el sector exporta en mayor medida, siendo el mercado español de apenas el 10% de la producción. El sector ve como una posible vía de salida al encallamiento de las exportaciones, la apertura de nuevos mercados entre los que destacaría Estados Unidos como primera baza, a pesar de la incertidumbre que se podría avecinar con nuevos aranceles, sumado a la preocupación por un nuevo periodo de crísis o problemas con otros mercados como el británico con el Brexit.
¡Préstanos pula vida que nos compartas!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Print this page
Print